Cerca
 
 

Risultati secondo:
 


Rechercher Ricerca avanzata

Chi è in linea
In totale ci sono 9 utenti in linea: 0 Registrati, 0 Nascosti e 9 Ospiti

Nessuno

[ Vedere la lista completa ]


Il numero massimo di utenti online contemporaneamente è stato 85 il Sab 9 Giu 2012 - 10:49
Dicembre 2017
LunMarMerGioVenSabDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Calendario Calendario

Flusso RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 



La Habana y sus sitios de la música

Vedere l'argomento precedente Vedere l'argomento seguente Andare in basso

La Habana y sus sitios de la música

Messaggio Da arcoiris il Lun 17 Mar 2014 - 23:19



Cuando se habla de sitios habaneros vinculados con la música, uno de los obligados a mencionar es la Playa de Marianao. Rica y variada es la historia del mítico lugar al este de la capital, sobre todo en las décadas 40 y 50.

Con la actividad turística que se inicia en la isla en los primeros años del siglo 20 comienza su auge la Playa de Marianao; surgen en la zona el Casino de la Playa (asociado al Jockey Club Corporation de Estados Unidos) en febrero de 1922, poco después el Hipódromo de Mariano, el Country Club Park, elCabaret Tropicana, el Teatro Blanquita (6.700 lunetas) en 1949 y muchos lugares más que aumentan el interés por estos parajes más allá de las deliciosas aguas de sus playas.

Claro, estamos hablando de sitios de la hight, de la alta sociedad pero, alrededor, en la periferia, se levantan otros de no menos celeridad, y donde la música cubana se desplegó a los cuatro vientos borrando clases sociales y etiquetas; danzones, boleros, blues, guarachas, mambos, chachachás, jazz y rumbas que se juntan arriba y abajo.

La prensa anunciaba, por ejemplo, "el pasado domingo durante la acostumbrada comida bailable del Country Club de la Habana brindó un animado y nutrido party el conocido banquero Juan Gelats", o, "Punto e reunión de la sociedad habanera y de los turistas que nos visitan, es el Casino Nacional". Pero, también, "La noche de ayer la pasó el actor norteamericano Marlon Brando bailando y tocando el bongo en uno de los humildes cabarets de la Playa de Marianao".

Y es que realmente la verdadera música cubana no estaba en los clubes de la gente rica, sino en el Kiosco de Casanova, donde había tocado por primera vez en La Habana Félix Chapottín con el Septeto Orquídea de Guanajay, en El Niche, donde en los años 30 y antes que el famoso Chori, tocó los timbales Marcelino Teherán, en El Pompilio, en La Choricera, El Ranchito, el Pennsylvania, La Taberna de Pedro, Los Tres Hermanos, y, por supuesto,El Chori, donde alcanza celeridad por su estilo y gracias en su instrumento Silvano Chueg Hechavarria, alias El Chori.

Eran visitas frecuentes en estos establecimientos "de mala muerte", tan populares el ya mencionado Marlon Brando, Agustín Lara, Imperio Argentina, Cab Calloway, Gary Cooper, Toña la Negra, Ernesto Hemingway, Maria Félix, Josephine Baker, Errol Flinn, y otros muchos famosos del mundo.

Es innecesario decir, por obvio, que por esos bares, cantinas y cabarets pobretones, pasaron músicos y cantantes de gran valía, de destacado nombre en años posteriores que nunca olvidaron que en la Playa de Marianao tuvo la música cubana otro de sus tronos.

La Playa de Mariano comienza su primer auge con "El Niche, El Pompilio, La Choricera, Cabaret Pensylvannia, Bar Jaruquito, donde le permitían a Manuel Corona dormir en la trastienda, y donde muere en 1950; lugares inmortalizados por los timbales de El Chori, por cierto, nunca se habla de su gran rival allí, Marcelino Teherán, también destacado timbalero. Pero, Mariano tuvo también allí con el Septeto Esmeralda; bueno, la zona contó también con lugares chic, de lujo, como Country Club, Biltmore, Casino Nacional, que gustaban de los jazzband como Aquintos Orchestra, Casino de la Playa, Riverside, Hermanos Palau...

Después y más aca, al centro de La Habana, tenemos el Café La Diana, lugar preferido por músicos famosos como Antonio María Romeu que allí solo hablaba, por supuesto, de danzones; el popularísimo Cabaret Marte y Belona, en Amistad entre Monte y Estrella, donde aprendían a bailar los habaneros, donde comenzó su leyenda la Sonora Matancera recién llegada del Yumurí, y muy cerca, también en Amistad, el Restaurante Toledo, favorito del maestro Gonzalo Roig y donde muchas veces imaginó canciones y escenas de zarzuelas, almorazando aquellas paellas y cocidos madrileños que adoraba; ah, y donde comenzó a fajarle a Ziola Salomón, su última mujer. Siguiendo en Centro Habana, en San Miguel teníamos la Sociedad de Torcedores, y ya sabe, decir tabaqueros es decir buenas, buenas orquestas, bailes; allí, entre otras muchas actividades, se celebraba todos los años la fiesta de la canción organizada, nada menos que por MarcelinoRapindey Guerra, y Julio Blanco Leonard: qué pareja.

Cerro, Cerro Tour tocaba Niño Rivera en la década de los 40, Por un Cerro mejor, danzon de Antonio Sánchez Musiquita.

Ningún barrio habanero carece de sitios entrañablemente vinculados con la música, y para probarlo ahí está Cayo Hueso, dónde nacieron Juan Antonio Jo Ramírez Fantasmita, Vicentico Valdés, Omara Portuondo, Ángel Díaz, Aída Diestro, el movimiento del filin.

_________________
avatar
arcoiris
Admin

Messaggi : 15646
Data d'iscrizione : 25.04.12
Età : 41
Carattere : vieja y desbaratada pero fantasiosa y calientica

Vedi il profilo dell'utente

Tornare in alto Andare in basso

Vedere l'argomento precedente Vedere l'argomento seguente Tornare in alto


 
Permessi di questa sezione del forum:
Non puoi rispondere agli argomenti in questo forum